De las espadas de los samuráis a los instrumentos quirúrgicos

Los microscopios son fundamentales para el trabajo de inspección de calidad durante la producción de instrumentos quirúrgicos. Las microtijeras, utilizadas con frecuencia durante los procedimientos neuroquirúrgicos, son un ejemplo en el que la calidad y la fiabilidad de la herramienta son cruciales.

Con una cuota del 90 % del mercado de microtijeras en Japón y presencia mundial (EE. UU., España, Chile, Francia, Alemania y Grecia), Takayama Instrument, Inc. ha desarrollado y optimizado a lo largo de generaciones una técnica de forja que se utiliza para fabricar la cuchilla de forma cóncava («Naginata») de sus microtijeras.

La empresa utiliza varios microscopios estereoscópicos S8 APO y A60 F de Leica Microsystems en su fábrica para la inspección de instrumentos, así como para otras tareas.

El Sr. Ryushi Takayama nos permitió visitarlo en la fábrica de la empresa en Tokio, donde explicó las sofisticadas técnicas necesarias para la fabricación de microtijeras y la importancia de los microscopios durante el proceso de producción.

Hace más de 120 años, se desarrolló en Japón un método de afilado que se utiliza para fabricar una cuchilla con forma de Naginata con un borde y una punta extremadamente afilados. Históricamente, esta técnica de pulido se ha transmitido a través de generaciones para la creación continua de instrumentos quirúrgicos de precisión. En la actualidad, esta habilidad consagrada se sigue utilizando únicamente en Takayama Instrument.

A pesar de la larga tradición de trabajo artesanal manual de la empresa, actualmente se suele utilizar el CAD 3D durante el mecanizado para un control preciso y continuo. Tanto la tecnología analógica como la digital se aprovechan para la producción de instrumentos y, por este motivo, a muchos jóvenes les gusta trabajar en la fábrica. El Sr. Takayama también destacó que si no se utiliza hoy la tecnología de vanguardia, una empresa de instrumentos quirúrgicos líder mundial como Takayama Instrument no puede resistir a la competencia.

El Sr. Takayama explicó además cómo los microscopios estereoscópicos Leica permiten una observación eficaz de la parte del instrumento quirúrgico durante la inspección. Algunas características de los microscopios, como un gran campo visual, una alta profundidad de enfoque y una iluminación versátil, son fundamentales para una inspección rápida y precisa.

Antecedentes: Los procedimientos neuroquirúrgicos requieren habilidades exigentes e instrumentos quirúrgicos desarrollados con rigor. Las microtijeras se han utilizado durante muchos años y las siguen usando todavía neurocirujanos de todo el mundo. El corte fino y el pelado que se producen durante la neurocirugía deben realizarse bajo un microscopio. El espacio de trabajo es limitado, el tejido es frágil y débil y hay que estirar los vasos sanguíneos finos, por lo que se necesitan cortes de bordes afilados para retirar el tejido.

Related Images

Related Files